Hoy empieza tu vida

Jesús extendiendo la manoY Jesús estaba al frente mío con la mano extendida, mirándome con una sonrisa y con los ojos llenos de amor.

Yo estaba de rodillas, no podía creer aquella dulce visión, porque después de todas mis faltas no esperaría que Él a mí se acercara.

Me decía que estaba esperándome desde que nací, que se alegraba cada vez que yo lo pensaba y que estaba contento que de que hoy yo le hablará.

Cuando escuchaba esas palabras recordaba cada vez que le fallé, todas las veces que hablé mal de Él y todos los momentos en que lo rechacé.

Acercó su mano a mi rostro y secó mis lágrimas, se arrodilló y me abrazó, se sentó a mi lado y me dijo que me perdonaba.

Mi alma se sintió liberada y mi corazón antes encadenado volvía a la libertad, las faltas se habían ido y aquel peso en el alma había desaparecido.

Me miró nuevamente y me dijo, ¿Me seguirás? ¿Estarías dispuesto a seguirme?

Miré al horizonte y me imaginé como sería mi vida si no estuviera Él, me imaginé mis sueños, mis proyectos, mis deseos, pero también fui sincero y vi mis temores, mis dudas, mis depresiones, mis desganos, mi egoísmo, mi orgullo, mis fracasos y mi necesidad de encontrar una vida real.

Lo miré nuevamente y me di cuenta que él no había apartado la vista de mí, para Él yo era importante y realmente podía notar que quería que lo siguiera.

Le dije: Quiero serte sincero, siento un poco de miedo, sé que no será fácil y que muchas veces flaquearé pero si tú estás conmigo y si me haces sentir siempre la paz que hoy siento a tu lado, entonces te seguiré con todo lo que soy.

Se levantó y me dijo: Sígueme, hoy empieza tu vida.

Anuncios

Valentía cristiana

valentíaDios, dame el coraje para decirle al mundo que te sigo de corazón y no por obligación.

Tenga yo la valentía de llamarte Padre en todo tiempo y te pido que mi corazón pueda reflejar tu bondad y tu luz.

Sean mis convicciones y mi fe más fuertes que mis miedos, sean también tuyos en todo tiempo mis pensamientos y mis deseos.

Ayúdame Dios a no flaquear frente al resto y no permitas que deshonre tu nombre con mis acciones.

Sé que no es fácil pero enséñame a guardar la santidad, enséñame a comportarme con rectitud delante de mis compañeros para que ellos puedan verte en mi vida.

Hazme recordar de donde me sacaste, ayúdame a no olvidar que fuiste Tú el único que me abrazó cuando más solo me sentía.

Yo era un mendigo pero Tú tuviste bondad de mi corazón, era una como oveja lastimada y perdida pero Tú fuiste corriendo a mi encuentro.

Me mostraste compasión a pesar de mis grandes errores y sin importarte los numerosos que eran mis pecados tuviste misericordia de un vil pecador

Dios por favor has que mi pasión por Ti sea tal que no tenga miedo de entregarte toda mi vida, has que mi amor sea tan genuino que nunca sienta vergüenza de alabar Tu nombre.

Ayúdame a ser un soldado que pelee la buena batalla de la fe, conviérteme en un héroe que se esfuerza por declarar al mundo la Verdad.

Mi buen Señor ayuda a este joven a decirle al mundo lo grande que es tu amor y a convertirse en aquel valiente seguidor tuyo que Tú quieres que yo sea.

Valentía del padre

padreQuiero honrar a aquellos hombres que no simplemente trajeron a un ser humano al mundo, sino que también tuvieron el coraje, la valentía y el amor para criarlos, educarlos y protegerlos.

Quiero honrar también a aquellos hombres que se han convertido en figuras paternas y han ayudado a muchos niños y jóvenes.

No es fácil ser papá y en estos tiempos es muy difícil encontrar hombres valientes que asuman esa responsabilidad y tengan el empuje para sacar adelante a su familia.

Imagino lo difícil que debe ser el llamarle la atención a un hijo, el tener que madurar y convertirse en modelos, el tener que verse obligado a trabajar para pagar las cuentas y el tener que liderar y tomar las decisiones difíciles.

Puede que muchas veces incluso no siempre reciban las gracias y que sean incomprendidos por sus hijos pero ese increíble amor es lo que los hace especiales.

Un padre es un héroe, es un hombre que no se rindió sino que perseveró por amor a su esposa y a sus hijos.

Aquellos que tenemos la fortuna de tener a nuestro padre con vida deberíamos estar muy agradecidos con ellos porque un padre representa para un hijo aquella voz que lo guía mientras crece, es su modelo de hombría y valentía, es su héroe al cual recurrir y es un amigo en el cual buscar soluciones.

Que Dios bendiga a aquellos hombres que no se dieron por vencidos, que supieron guardar la fe, que se convirtieron en modelos para sus hijos y no huyeron de sus responsabilidades.

Feliz Día a todos los padres que leen esto y que Dios los llene de muchas bendiciones.

Cartas de amor

cartas de amorDios está escribiendo una carta de amor, la está escribiendo en tu corazón con tintas de amor y es un mensaje de compasión y misericordia para la humanidad.

Nosotros somos el papel el cual Dios está utilizando, nuestros corazones son el lienzo en el cual su mano se ha posado y nuestras vidas son las voces que deben leer sus letras.

Existe un mundo que sufre y llora, ciertamente hay maldad y frialdad en la humanidad pero todavía quedan personas que necesitan ser salvadas y merecen oír el mensaje de esperanza y amor que Jesús tiene para ellas.

Nosotros somos una carta de amor de Dios para todos aquellos que nos rodean, hemos sido escogidos para ser los portadores de las letras de pasión y salvación que Jesús nos enseñó.

En aquel momento cuando estábamos destruidos, tristes, desanimados y perdidos, alguien se acercó a nosotros, alguien nos guio a aquel Camino de salvación, alguien nos llevó el mensaje de amor de Dios y ahora nos toca a nosotros llevar también ese mensaje a los demás.

Jesús vino por aquellos que tienen vidas destruidas, por aquellos cuyas heridas internas los consumen, por aquellos que se dan cuenta que necesitan una razón para vivir.

Ese mismo amor que nos restauró, aquel mismo amor que nos dio vida, debemos transmitirlo a aquellos que sufren en soledad, aquellos que han perdido la esperanza y la libertad.

Eres el portador de buenas noticias, no calles las palabras de amor de Dios que llevas dentro y declara que existe alguien que ama de verdad.

Seamos cartas de amor que griten que Jesús salva, seamos voces que enseñen que Jesús liberta, seamos incluso susurros que lleguen a los corazones y digan que Jesús nos ama.

Soy afortunado

felicidadSoy cristiano y no entiendo por qué el ser más poderoso del universo me escogió a mí.

No entiendo por qué a pesar de todos mis errores me amó, pero estoy muy agradecido de que así sucediera.

Recuerdo la soledad y el vacío que sentía pero un día Él se apareció y me mostró su gran amor.

Era un vagabundo buscando sentimientos y mendigando compañía pero desde que Dios apareció, Él lo ha llenado todo.

He descubierto que Dios es todo lo que necesito, en Él encuentro todo lo que mi alma y mi corazón puedan necesitar.

Yo busqué por años un refugio o un pedazo de cielo en el cual poder esconderme, pero ahora en sus brazos hallé mi seguridad.

Soy afortunado al darme cuenta que soy tan querido sin razón, porque Él es más de lo que esperaba para ser realmente feliz.

De verdad no habrá manera alguna en que yo pueda retribuirle o pagarle todas las cosas buenas que hace y ha hecho por mí.

Quizá muchos no lo entenderán pero yo sé que le debo a Jesús mi vida, le debo mis alegrías, mis triunfos y mis sonrisas.

Nada funcionaría si Él no estuviera conmigo, Dios se ha convertido en mi brújula, Él es mi cimiento, Él es mi fuerza, Él es mi gozo, Él es la única razón por la que vivo.

Vivo feliz porque sé que Él me acompaña, camino seguro por la vida porque sé que Él me protege y eso me ánima a levantarme cada mañana.

Soy muy afortunado porque en un mundo tan lleno de dolor, de tristezas, de depresiones, de ansiedad y oscuridad, pude ver la Luz que me salvó y me llevó a la verdadera vida.

La desesperanza y la depresión pueden intentar derrotarme pero no hallarán cabida en mi interior porque Jesús lo llenó todo.

Soy afortunado porque Jesús es mi Camino, mi Verdad y mi Vida.

Soy afortunado porque sé que soy amado por mi gran Salvador.