No te rindas

pensativoLa vida puede volverse oscura muchas veces, pero siempre habrá una Luz que nos acompañará cuando todo parezca volverse gris.

Sé que pueden haber noticias que pueden dejarnos inmóviles y paralizados de miedo, pero siempre tendremos la buena nueva de que Dios está con nosotros.

Quizá hasta habrá situaciones que serán como golpes que nos dejarán tumbados y con ganas de rendirnos pero Dios siempre nos extenderá la mano para que podamos levantarnos.

La duda puede asaltarnos en la noche y aunque parezca que todos nos han abandonado, Dios siempre estará a tu lado susurrándote al corazón: No te rindas.

La fe es creer aun cuando todo parezca perdido, porque Dios tiene el poder de cambiar cualquier situación.

No existe pozo profundo del cual Dios no te pueda sacar, ni pecado que Él no sea capaz de perdonar.

Sé que muchos no lo entenderán, que muchos quizá no comprendan nuestro amor por Él, pero sin Dios nada somos.

Nuestras fuerzas se acaban, la tristeza puede agobiarnos y la ansiedad nos hace frenar, pero el amor de Dios por nosotros nunca se termina y solo en Él podemos hallar las fuerzas para poder seguir.

El vivir puede volverse una lucha demasiado difícil de continuar, nuestras almas se cansan de insistir pero en Dios podemos hallar el descanso que necesitamos.

El abrazo de Dios es capaz de consolar cualquier corazón, es capaz de traer calor a los corazones congelados por la decepción y el dolor.

No te rindas porque siempre habrá un mañana si eres capaz de creer, si eres capaz de confiar en Dios.

Puede parecer que Dios tarda pero su salvación siempre llega en el momento exacto y nunca nos fallará.

No te rindas, sigue luchando porque si estás con Dios puede tener la seguridad de que al final todo saldrá bien.

Anuncios

Últimos consejos

piensa en DiosSi esta fuera la última vez que puedo aconsejarles les diría:

· Recuerden siempre que Dios los ama y conviertan ese amor en el motor de su existencia.

· Aprendan no solo a perdonar sino también a perdonarse a sí mismos.

· Jamás piensen que algo es realmente imposible, el que cree en Dios todo lo puede.

· Sean siempre cuidadosos, la confianza es un bien muy preciado y ahora también escaso.

· Obedezcan a sus padres y sean sabios al escuchar sus consejos.

· El verdadero amor es reciproco, no den fácilmente lo más valioso que poseen.

· Jamás le pongan precios a sus principios y valores.

· La amistad es un gran tesoro, cuídenlo y disfrútenlo.

· Sigan sus sueños sin importar lo que los demás opinen de ustedes.

· Sin importar que suceda, jamás pierdan la fe.

· No engañen, la mentira oscurece el alma.

· Aprendan todo aquello que les ayude a cumplir sus metas y los hagan mejores.

· No le teman a los cambios.

· La sociedad y la mayoría están equivocadas, no las sigan.

· No olviden que los pequeños errores pueden causar grandes consecuencias.

· Un pequeño detalle puede lograr grandes cosas.

· Amen siempre a su familia.

· Sean valientes para superar los obstáculos y para enfrentar la vida.

· No permitan que la ira los convierta en lo que no son.

· No dejen que la tristeza les quite su sonrisa.

Quiero conocerte

Abrir el corazón no es sencillo, mucho menos creer en alguien a quién no puedes ver o a quién no puedes tocar, sin embargo en eso consiste la fe, en creer en algo que no vemos y el amor consiste en abrir el corazón y entregarse por completo.

Muchas veces creemos que te conocemos, pero para conocerte es necesaria una verdadera e íntima comunión contigo, para conocerte es necesario aprender de Ti.

Todos hemos escuchado de Ti en algún momento de nuestra vida, pero eso no basta para conocerte, lo que los demás opinan de Ti no basta para conocerte, lo que los demás piensan o escriben de Ti no basta para conocerte.

Y hasta que no abramos el corazón y nos entreguemos por completo para conocerle todo seguirá igual, hasta que no rompamos esas cadenas de miedo en inseguridad no seremos capaces de conocer a Dios.

Pero, yo mi Dios sí quiero conocerte, quiero realmente entender porque nos amas tanto, quiero entender de que manera puedes ayudarme, quiero entender cual es el significado de mi vida, quiero saber que tan cierto es todo lo que imagino de Ti.

Quiero conocerte cómo los apóstoles te conocieron, quiero saber tanto de Ti que no quede ninguna duda de que eres Tú la razón de la vida, quiero conocerte tanto que pueda decir sin dudar que Tú eres el amor.

Quiero Dios mío que te hagas realidad para mí, que pueda yo vivir cómo aquellos personajes bíblicos todas aquellas aventuras junto a Ti, quiero ser capaz de creer tanto en Ti que no importa que problemas sucedan en mi vida pueda yo confiar que en tus manos estaré seguro.

Quiero conocerte sinceramente, quiero conocerte de tal modo que no haya ninguna duda en mi corazón de que Tú existes y eres más real que yo, quiero conocerte de tal forma que amarte sea lo más sencillo, quiero conocerte y vivir el resto de mi vida junto a Ti.

Mientras pueda reír seguiré viviendo ☺

Hay que admitir que al leer esto pareciera un poco ridículo, ya que siempre encontramos personas amargadas y enojadas, pero sin duda la vida se debe vivir siempre con una sonrisa.

No solo soy yo sino que varios médicos y reconocidos doctores los que afirman que el vivir más alegre ayuda a tener una vida más saludable y por lo tanto más larga.

Una sonrisa puede ayudarte mucho, no importa cuánto estés sufriendo, mientras puedas reír te darás cuenta que tendrás mas fuerzas para seguir.

Siempre escuchamos frases como “detrás de una sonrisa se esconde una lágrima y muchas veces es cierto, la alegría ayuda a esconder ese dolor oculto para los demás pero no para ti.

Pero tan solo te puedes quedar en esa frase o puedes convertir tu alegría en algo más fuerte, puedes vivir para ser feliz; no tenemos porque guardas ese dolor o esa tristeza, lo malo con este mundo actual es que prácticamente se nos obliga a vivir con ello, pero nadie le impide a ser alguien libre de ese dolor sólo usted mismo.

Muchas veces la alegría se convierte en la única esperanza para muchos que encontramos en ella una fuerza y una ayuda para seguir, cuando las cosas no solían ir bien, trataba de animarme y sabía que si era lo suficientemente fuerte como para reír entonces yo podría seguir, se convirtió en un apoyo que me ayudo en muchas ocasiones, la sonrisa es algo más fuerte de lo que usted imagina.

Muchas de esas veces se hacía difícil encontrar fuerzas en esos duros momentos, estoy convencido que siempre Dios me estuvo ayudando a encontrar fuerzas y Él se convertía en esa risa que encontraba dentro de mí, así que fue así que aprendí a valorar las sonrisas y el reír, porque verdaderamente es una fuerza inspiradora, y más cuando se tiene a Dios en el corazón.

 El gozo del Señor es vuestra fuerza (Nehemías 8:10)

Un verdadero amigo

Un verdadero amigo es aquel que te dice siempre la verdad, aunque a veces pueda doler.

Una amistad es una confianza entre ambas personas, una amistad es darse a conocer por entero.

Una amistad va mas allá de tu propio yo, es negarse el egoísmo, es darse un tiempo para conocer a la otra persona, un amigo nunca te niega una conversación.

Una amistad va más allá de las palabras, se demuestra con los hechos, no sólo con las intenciones, un amigo te demuestra día a día su amistad.

Un amigo no solo es aquel que te habla, es aquel que calla para que hables tú, una amistad se fortalece cuando después de escuchar se aconseja, un amigo es aquel que siempre te quiere escuchar.

Una verdadera amistad se prueba con el tiempo y las dificultades, un amigo no es siempre el que te muestra la salida, sino aquel que te acompaña hasta ella, un verdadero amigo no soluciona tus problemas, te ayuda para que tú los resuelvas.

Una verdadera amistad no nace de un solo día, la confianza se demuestra a diario, un verdadero amigo, es aquel que no espera que lo llamen así.

Una amistad no es siempre lo que esperas, una amistad es tan distinta como las personas con las cuales se comparten tiempos e ideas, un amigo sabe cómo te comportas en cada situación.

Una amistad es aquella, en cual la otra personas te conoce tanto como tú, que aprende de ti, un amigo te conoce más de lo que crees.

Una amistad es especial, no todos los que conoces son amigos, pero si encuentras aunque sea uno en la vida puedes llamarte dichoso.

¿Cómo somos realmente?

No es que tengamos una máscara o que seamos lo comúnmente llamados “doble cara”, pero siempre hay una parte de nosotros que no conocen los demás, una parte de nuestro ser que nos guardamos para nosotros mismos.

Dentro de nosotros tal vez seamos muy distintos a la persona que todos los demás ven, y por dentro pensamos que está bien vivir así, y no es que este mal guardar algunas cosas para nosotros mismos, pero deberíamos tratar de siempre mostrarnos tal como realmente somos en todo tiempo; yo sé que no es fácil mostrar aquellas áreas de nuestra vida que pensamos que no le gustaran a los demás, pero si realmente dicen ser nuestros amigos deberán aceptarlas y comprenderlas.

Lo más importante es si usted realmente se acepta completamente, si escondemos cosas es porque a nosotros mismos no nos gustan esas áreas o no las valoramos como deberíamos.

¿Piense un instante en las razones de por qué no se muestra realmente o el porqué busca vivir una vida a medias, sin disfrutar de todo su potencial?

Muchas veces puede ser por el miedo, otras por que no piensa que sea importantes, pero dese cuenta que usted siempre se sentirá incompleto si no logra sacar todo el potencial que lleva con usted.

Depende de cada uno la manera en la que elija vivir pero ser realmente sincero con usted y con los demás es algo muy valioso; muchos conflictos nacen por falta de confianza, por eso no escondamos la  verdad que hay en nosotros.