Archivo de la etiqueta: ORACIONES

YO DIGO: VEN SEÑOR JESÚS

Y el Espíritu y la Esposa dicen: Ven. Y el que oye, diga: Ven. Y el que tiene sed, venga; y el que quiera, tome del agua de la vida gratuitamente. Apocalipsis 22:17

Un hombre en un país lejano es acusado por leer la biblia, en medio de la persecución que él vive día a día en su nación, ha decidido que prefiere dar su vida junto con su familia por amor a Jesús, y al orar pregunta: Mi amado Señor, ¿cuándo volverás?

Una madre de familia en un país libre, lucha día a día predicándole a sus hijos para que se conviertan, les predica continuamente a todos sus familiares con bastante ánimo y en sus oraciones dice: Señor dame un poco más de tiempo para que ellos procedan al arrepentimiento.

Un joven que asiste a la iglesia no se siente seguro de su salvación, a pesar de escuchar mensaje tras mensaje sabe que hay mucho de él que no le ha entregado al Señor. Al orar tiene miedo y no quiere decir: Ven Señor Jesús.

3 casos totalmente diferentes y con realidades totalmente distintas pero que nos hablan de un mismo tema: La segunda venida de nuestro Señor y Salvador.

Para todo cristiano debería ser motivo de gozo y de alegría la segunda venida de Cristo:

Su segunda venida significa encontrarnos con Él, poder verlo cara a cara, tener la oportunidad de conocer el rostro de nuestro amado Salvador. Jesús le dijo: Porque me has visto, Tomás, creíste; bienaventurados los que no vieron, y creyeron. Juan 20:29

Su segunda venida significa poder vivir juntamente con Él, saber que era su plan salvarme porque quería que lo acompañe por toda la eternidad. Porque no nos ha puesto Dios para ira, sino para alcanzar salvación por medio de nuestro Señor Jesucristo, quien murió por nosotros para que ya sea que velemos, o que durmamos, vivamos juntamente con él. 1Tesalonicenses 5:9-10

Su segunda venida significa que nuestro sufrimiento no fue en vano, todas las pruebas, las luchas o los desiertos sirvieron para moldearnos y para que podamos alcanzar nuestra recompensa. Y él les dijo: De cierto os digo, que no hay nadie que haya dejado casa, o padres, o hermanos, o mujer, o hijos, por el reino de Dios, que no haya de recibir mucho más en este tiempo, y en el siglo venidero la vida eterna. Lucas 18:29-30

Su segunda venida significa que el dolor de la vida mortal terminó, en el cielo habrá gritos de victoria y un eterno gozo. Enjugará Dios toda lágrima de los ojos de ellos; y ya no habrá muerte, ni habrá más llanto, ni clamor, ni dolor; porque las primeras cosas pasaron. Apocalipsis 21:4

Su segunda venida significa la confirmación de nuestra fe, saber que haber guardado la fe me permitió tener la vida eterna. Porque todo lo que hay en el mundo, los deseos de la carne, los deseos de los ojos, y la vanagloria de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo. Y el mundo pasa, y sus deseos; pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre. 1Juan 2:16-17

Anuncios

PETICIONES AL PADRE

Dios no te pido que ocultes mis pecados, te pido que por favor los borres con tu sangre, que perdones cada uno de ellos.

No te pido que permanezcan mis máscaras, al contrario, quítame cada una de ellas, hazme honesto y sincero en todo tiempo.

Quiero ser honesto y pedirte que me ayudes en mis debilidades, hay áreas en mi vida que sé que sin Tú ayuda no podré vencer.

Arranca de raíz todo orgullo o vanagloria, pon humildad en mi corazón para que me dé cuenta de todos mis grandes errores.

No permitas que el gallo vuelva a cantar por mi culpa, no quiero negarte nunca más, dame la valentía para servirte fielmente.

Las piedras han cantado alabanzas porque mis labios estuvieron cerrados, hoy quiero darte la gloria con todo mi ser.

Quiero adorarte con mi voz, con mis acciones, con cada una de mis oraciones, con mi obediencia, con mi entrega y con mi fe.

No quiero pedirte que me lluevan riquezas, sino dame la sabiduría para actuar rectamente, para que pueda alejarme todo lo malo.

No te pido que mi nombre sea famoso, sino que mi nombre esté escrito en el libro de la vida, que logre ser un buen siervo fiel.

Las mentiras aléjalas de mis labios, que mi lengua solo declare tu verdad, que mis hechos sean tan claros como la mañana.

Aparta de mí las malas intenciones de mi corazón, líbrame del mal para que pueda caminar rectamente delante de Ti.

Si soy como un niño perdido, tómame de la mano y condúceme al Camino de vida, que pueda seguir las pisadas de mi Señor.

Te pido que por favor termines tu obra en mi vida, ayúdame a ser obediente a tus mandamientos y que tus palabras sea mi tesoro.

Y te amo

JesúsLa corriente trata de arrastrarme, tengo el alma empapada y estoy luchando mucho para mantenerme a flote y seguir avanzado pero a pesar de mis caídas sé que Tú me amas

Me equivoque tratando de demostrar que tenía razón, creí que aquel sendero era el correcto, así que ahora corrijo mis pasos para dirigirme hacia Ti pero a pesar de mis errores sé que Tú me amas.

Hoy tuve un mal día, me enojé, discutí y sufrí, incluso por ratos dudé de tu existencia pero a pesar de mis dudas sé que Tú me amas.

Sé que a veces mientras aprendo y me esfuerzo por seguirte sin querer cometo errores y lastimo a algunos pero a pesar de mis faltas sé que Tú me amas.

Algunas veces no soy paciente, me cuesta esperar el tiempo correcto y he cometido locuras al adelantarme pero a pesar de mis apuros sé que Tú me amas.

Y es que yo soy tan frágil y tengo presente que si no me extendieras la mano yo no me levantaría.

Y es que sé que me pierdo fácilmente y tengo presente de que si no fuera por tu guía no me encontraría.

Y es que a pesar de todos mis intentos sé que soy débil y tengo presente de que si no fuera por tu aliento yo me rendiría.

Y es que aunque intento hacer lo correcto a veces me equivoco y tengo presente que si no fuera por tu amor yo no existiría.

Y es que a veces la realidad no basta, las mentiras nos doblegan, nos convertimos en aquello que odiamos y tengo presente que si no fuera por ti no podría salvarme de mí mismo.

Tengo tantas gracias que decirte.

Tengo verdades que contarte.

Tengo tantas oraciones que debes escuchar.

Tengo tantas heridas que debes sanar.

Tengo tantas risas que compartir contigo.

Y si tan sólo resumiera todo lo que he escrito, entonces solo tendría que decirte: Y te amo.

Dios me entiende

Dios me entiende

Pudieron quitarme la sonrisa de mi rostro y llenarme la mente de melancolía, pero no pudieron quitarme tu amor, no pudieron separarme de Ti.

Me hicieron llorar, me apartaron de mi felicidad, me hicieron olvidar por un instante hasta los sueños, pero no pudieron arrancarme la esperanza que reposa en Dios.

Dios me entiende y Él sabe todo lo que ha pasado, conoce mis faltas, mis caídas, mis torpezas pero nunca ha dejado de estar a mi lado, jamás me ha abandonado.

Podrían quitarme las fuerzas y golpearme tan duro que me cueste levantarme, pero no han podido impedir que la fe me motive a seguir luchando hasta que Dios me levante otra vez.

Me tardé tanto en reaccionar, me asusté anta tal adversidad, pero aun en medio de mi angustia su luz me guiaba a través de tanta oscuridad.

Dios me entiende y Él conoce mis lágrimas, conoce cada una de mis oraciones y mis ruegos pero siempre me llenaba de valentía y de persistencia para que no me rindiera.

Podría haber hecho las cosas de manera diferente y podría haber evitado tantos males, pero aún a pesar de mis errores siempre habrá un Dios que me ame.

Me costó tanto aprender de mis equivocaciones, me olvidé de que hay reglas que no se deben romper, pero a pesar de mi torpeza su mirada de amor nunca cambió.

Dios me entiende, lo sé porque con cada golpe siempre hubo una lección que aprender y lo sé porque él sanó las heridas que las decepciones dejaron sobre mí.

Dios me entiende y ahora lo sé, porque cada lágrima no ha sido en vano y cada suspiro a su tiempo Él lo ha convertido en risas.

Dios me entiende y por eso es que la vida tiene sentido cuando estoy junto a Él.